Todos los días

El día en que se terminen todas las promesas. El día en que todas las sonrisas que expresas desaparezcan porque sea demasiado evidente que te son irreconocibles y que nunca te pertenecieron realmente. Me paraliza pensar en el día en que la magia deja ya de ser corriente. El día en que mis ojos puedan abrirse para ver más allá de todos esos vientos que no he podido sentir. Todos los placeres que nunca sabré disfrutar. Y poder así colocarme lo más cerca posible del riesgo de todo lo que conlleva vivir porque así. Ahora. No vivo. Destrozar papeles escritos en otras vidas. Papel protagonista para quién hoy es un fantasma desconocido que vive engañando a sus días para que pasen más rápido o más despacio según le viene en gana. Las energías no pueden renovarse cuando no hay espacio ni movimiento para efectuar ningún cometido. Cuando la palabra acción pierde su significado y se aleja para interponerse un cristal demasiado opaco. Ojos que no ven corazón que grita por todo lo perdido. Baja al mundo. Inventa señales para que localicen tu alma vagabunda en ninguna parte. Cuando no hay más salida que salir. Posponer el día. Endurecer el gesto. Estrategias fallidas para quién perdió la cabeza a base de recuerdos. Deja aquí tu corazón para afrontar todos los días.

Ariana Gutierrez de la Torre

https://www.facebook.com/Relatosreflexionesymariposas

Latest posts by Ariana Gutierrez de la Torre (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada