MALAS COSTUMBRES…

Mal me estás acostumbrando.

De tí, completamente dependo.

No sé andar sóla por casa…

si a mi vera no te tengo.

 

Y, a la tuya estoy atada

mi vera, verita mía…

que, como la canción dice:

hasta el día que me muera

 

Y, cuando acabe este tiempo

¿qué va a ser de mí, mi cielo?

mucho te echaré de menos

y espero…¡que tú lo mismo!.

 

Si algún día pueda serlo

y por motivos distintos

espero gozar contigo…

lo que tú gozas conmigo.

 

Repetir… cada minuto

cada amanecer copiarlo

que sea igual… igualito

a los que hoy disfrutamos.

 

Que nos queden nuestras manos

en nuestros cuerpos pegadas…

y nuestros labios sedientos…

¡¡¡no separarlos por nada!!!.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Latest posts by Victoria Permuy (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada