¡MALDITA HEPATITIS!

 

Después de tanto tiempo de dolor

por una mala praxis doctoral,

la misma Valdecilla, ¡menos mal!,

me ofrece un tratamiento salvador.

 

A mí que me devuelvan, por favor,

veinte años que he perdido en el caudal

de angustia y sufrimiento, que al final

me deja ya hecho un viejo perdedor…

 

Si tuve que vivir sin alegrías,

por una transfusión sin garantías

que hizo de mi vida un cruel tormento.

 

Si vi mis ilusiones cercenadas

y al pozo más oscuro condenadas…

¿Todo eso, lo devuelve un tratamiento?

 

 

 

 

Latest posts by Jose Luis Ruiz Vidal (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada