Calendario herido.

Hoy es el día, otro día más que marcaste con tu penetrante aroma como bestia en celo, que me trae tus recuerdos, que repiten las escenas que grabaste en mí a pasión y fuego.

Marionetas de ojos vacíos, fantasmas ojerosos que sonríen artificialmente.

Hoy huele a añejo.

Y es una falacia creer que ese Sol que me golpea hoy en la cara iluminando la realidad es otro, que es un nuevo Sol. No, es el mismo sol de todos mis malditos días, que me coge de la cara con sus rayos y me obliga a ver el vacío a mi lado día tras día.

Pusiste tu bandera, en la fecha en que te conocí, conquistaste aquel viernes de enero, y también tus cumpleaños, te apropiaste de los 15 de abril y me robaste los 27 de julio.

Martes 13, tenía que ser.

Odio recordarte y ver que ya no estás y que te llevas los días de mi calendario y lo haces más agónico en lugar de más corto.

Señalo el martes 13 de enero de 2009 en rojo, no es feriado, ni mal fariado, es mal herido.

Iré a comprar una botella de 2l. de olvido, el mejor disolvente, el mejor aguarrás para desteñir calendarios.

Memoria, me moría, memo. Je, irónico.

T. Owen

newowen

Administrador, con algunos relatos por aquí, unos cuantos dibujos por allá y puede que algún artículo perdido por la web.

Últimas publicaciones de newowen (ver todo)

3 Comentarios

  1. por newowen publicado el 13/01/2009  16:52 Responder

    Creo que tengo un problema con el color rojo y mis relatos. XD

  2. por articmasteray publicado el 13/01/2009  17:18 Responder

    A mi me has convencido, me parece muy bueno

  3. por reinadelamantekilla publicado el 13/01/2009  21:52 Responder

    Una solución asi que se me ocurre a bote pronto es quemar el calendario y empezar a contar los dias de una nueva situacion en la vida ^^

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada