Luz apagada del destino

Sin la luz del brio,

ya no avisto mi rocio,

tan frio como el gentio,

postrado en el vacio.

 

Vacio de dentro

que llega muy cerca,

en el centrode la acera

de mi fibra

sin postre.

 

Tantas heridas de cabidas vividas

Tanto por lo q no luchar.

!Tirate al vacio sin flotar¡

 

Has caido en el ondo del altar,

iluminaste el albade mis sueños

la apagaste de nuevo sin rechistar

y buenas noches con los leños.
A mi corazon paraste

y se quedo sin fugacidad

mas la luz q no enciende

no volvera a resonar.

Últimas publicaciones de Javier Villarreal Rodriguez (ver todo)

2 Comentarios

  1. por Lascivo publicado el 08/11/2010  01:14 Responder

    Que aparezca un "q" donde debería aparecer un "que" es algo que va más allá de la chapuza. Siento ser tan duro, pero aquí la cosa va en serio. Corrígelo, échale un vistazo a las normas...

  2. por Rave Reaver publicado el 08/11/2010  03:34 Responder

    Yo que puedo decir...

    Me suelen tachar de ser el duro de los administradores, y creo que no voy a ser menos. Lo que dice Lascivo es una cosa obvia, pero que puede haber sido un error por costumbre con las redes sociales y el messenger. No creo que pase nada, porque solo lo has hecho una vez.

    Ahora si... Yo he hecho poesía más de una y de diez veces. No he colgado casi nada en la web, porque normalmente es una labor para conmigo mismo que no creo conveniente colgar aqui, pero eso es otra historia. Lo que quiero decir es que, habiendo hecho mucha rima, creo que las tuyas son muy simples, muy poco buscadas, con muy poca profundidad y casi rallando la obviedad. La única estrofa que me gusta (y mucho) es esta:

    Vacio de dentro

    que llega muy cerca,

    en el centrode la acera

    de mi fibra

    sin postre.

    Me parece que es una diferencia abismal entre esa y el resto de la poesía, lo cual me da a entender que creo que lo puedes hacer muuuucho mejor.
    Pero bueno, es mi opinión y yo soy tan amateur como tu, asi que espero que no te lo tomes a mal, y que trates de seguir progresando.

    Un saludo muy fuerte, Javier.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada