Paradoja

    Ella siempre despejaba los dormitorios del miedo.

    Encendía luces desenmascarando sombras.

    Activaba imaginarias trampas, arropaba bracitos y cuando por fin terminaba su rutina, el monstruo del ropero le pedía un vasito con agua…

 

Camila

Escritora de innumerables cuentos, sin títulos academicos que avalen la imaginación.

Últimas publicaciones de Camila (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada