El frustrado amor mariachi

La miré directamente a los ojos y creí ver un destello, una fugaz luz, una señal que andaba buscando, y me dije  -es el momento-  

Me acerque a ella son el sigilo de un depredador, un león en la sabana. Acaricie su pelo, sus cejas, su cintura negra y amarilla. 

Lancé mi ataque. Quise besarla, fui a besarla.

Y una vez más colisionaron nuestras mascarillas.

1 Comentario

  1. por Zilniya publicado el 02/05/2009  19:52 Responder

    Toma ya... empiezas con el tema del amor soñado que choca contra la dura realidad... o contra la mascarilla...

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada