y allí estaba

Faltaba poco para saber que terminaba mi obra, después de 15 meses, perder mi esposa quien se fue cuando deje de escucharla, y ahora vivir en un pequeño cuarto de un hotel de mala muerte, con una cama, dos maletas y mi portátil en las piernas… sonrío, me río a carcajadas…

El villano de mi novela esta allí, esperando para matar al detective después de convertirse en el asesino en serie insospechado.

Dejo que las letras fluyan y estructuren esa última escena donde un cuchillo pasa lento pero seguro por el cuello del héroe atado a una silla, pero en esto veo que unas manchas de sangre también caen en la pantalla, volteo mi rostro y me duele el cuello y lo veo claro y definido como en mi imaginación, es el villano de mi historia riendo a carcajadas.

renzo

simplemente escribo para vivir, escapo de mi realidad y voy construyendo un mundo habitable que solo he vivenciado en esos microsegundos que son eternidades en el mundo de la imaginación.

Últimas publicaciones de renzo (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada