Los Hijos de David (Capitulo 1): Negociaciones

Atravesando el enorme portón de la fortaleza y recorriendo los laberintos de pasillos y escaleras, David se recoloca bien la coraza y limpia la coagulada sangre de la espada que varios dias atrás pertenecio a algún loco guerrero que no sabia donde se metia. Está preparado para mantener una larga conversacion con un viejo no amigo, que no puede verle, que le necesita y que tiene un ejercito basto como improperios su boca es capaz de lanzar. LLeva días pensando en este momento que es ya inminente, repasando cuidadosamente como moverse, como ponerle nervioso y como relajarle después, dado que no es rey de la palabra, sino más bien ogro, pues que mejor que llevar un par de ases en la manga por si acaso. De un rápido vistazo ve y asume que los dos guardas que le acompañan podrían ser aplastados con un buen empujón y espadazo bien blandido, como siempre.

Rikoto está esperando con su pálido pero tranquilo rostro, su inexorable mirada y taciturno gesto.

-Vaya David cuanto tiempo sin tener que reconocer ese alegre rostro-dice Rikoto mostrando una leve sonrisa-ya veo que tu último viaje por las Mesetas te ha dejado más recuerdos en tu piel, que tus anteriores viajes.¿Sigues tan peculiar como siempre?. Las cicatrices de David a estas altura de su vida eran más que evidentes, aunque en este caso más de una todavia era más bien herida. La peculiaridad de David se caracteriza por sencillez, su concepto exagerado de las cosas, acompañada de algo de locura. Un dia de largo camino hacia la ciudad de Tonn Kihüü, se cruzó con un veloz carromato, este estuvo a apunto de atropeyar a un zorro que cruzaba el camino, David se interpuso entre el camino del pobre animal y el carro, apartando al zorro de la trayectoria hacia la muerte de un puñetazo y cortandole la cabeza a la bestia que tiraba del carruaje para después lanzar el cuerpo de este al jinete como castigo de su descuido como conductor.

-Cada año estos niños con espada andan más pillos y certeros, ya no basta con romperles las piernas para que se queden quitecitos, últimamente recurro mucho a escupirles la carne de sus recien muertos compañeros, parace que eso todavia les asusta.-David dice la verdad como siempre, aunque en realidad cuando lo hace el resultado nunca es tan efectivo como uno pudiese pensar.

Cuando gente que lleva muchos años partiendo huesos se reune tiene muchas anecdotas que contar, y animales cocinados que comer, en el caso de estos dos este proceso puede durar largas horas. Después de esto ya estan preparados para conversaciones de verdad y como siempre Arix se mantiene serio, distraido y a la espera[…]

DaviD

He releido la historia y la he retocado un poco, ya que me  quedó algo confusa, espero que ahora sea algo más entendible.

8 Comentarios

  1. por Lascivo publicado el 31/10/2008  00:02 Responder

    Uoh!!! Deja muchas cosas en el aire! De qué hablarán? Qué pasará? Ju, ju, espero el capítulo siguiente con impaciencia infatil.

    De todas formas, creo que el tercer párrafo ha quedado un pelín desordenado. Métele mano, si así crees.

    Un beso con lengua. Slurp!

  2. por champinon publicado el 01/11/2008  20:05 Responder

    A mi me parece todo muy confuso, no se si es porque como dice Las / dejas cosas en el aire, o es por otro motivo...

    En fin, en el siguente saldre de dudas, xD

  3. por Lascivo publicado el 01/11/2008  20:32 Responder

    cómo pones ese símbolo tío?

  4. por champinon publicado el 01/11/2008  20:49 Responder

    Las,... eres tu,... y / es "el de aki arriba" xD

    Es facil,... primero / y luego xD

  5. por piraoo publicado el 01/11/2008  21:00 Responder

    no me entero de na

  6. por Lascivo publicado el 01/11/2008  21:16 Responder

    que está mu bien hombre, que escribas el dos ya.

    YA!!

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada