Viaje espacial

“Voy a volar un cometa” le dijo Iris a su padre muy seria.

“¡Dirás una cometa, hijita!”

¡No, papá! ¡Un cometa! Me sujetaré de su cola y me dejaré llevar con su vuelo rítmico hacia las estrellas.

¡Eso no es posible!, dijo su padre.

“Pues, yo ya conozco Marte” le respondió mostrándole sus manitas pintadas de rojo. “Si quieres puedo decirte cómo llegar allí. Pero  creo que tú no podrás  ir porque tu  color  favorito es el azul”.

Últimas publicaciones de rossanak (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada