Instrucciones para apagar una cerilla

Cójala suavemente con los dedos por el extremo correcto;  con dos o tres dedos es suficiente. Acérquesela lentamente a la cara. Obsérvela durante unos instantes. Apreciará las distintas tonalidades de la llama; desde el blanco, pasando por el anaranjado y quizá llegando hasta el rojo. Esa cosa voluble, sin forma, le absorberá por un momento.  Mire hacia arriba, olvide que sujeta una cerilla, olvide que sujeta nada. Sienta el calor en la cara, nótela parcialmente iluminada y atienda al frío que sentirá en sus manos. Una vez sentido esto, puede cerrar los ojos o seguir mirando el mismo punto muerto que miraba anteriormente. Ponga sus labios en forma de U y sople lentamente con un aire cálido que vendrá desde lo más hondo de sus pulmones. Se percatará de que la llama titubea, produciendo un sonido inquietante. ¿Nota como se marcha? El calor, el frío, nota ausencia, se hace oscuro, le invade la nostalgia, una buena canción… Cuando quiera darse cuenta se encontrará solo, no verá nada y añorará el aire caliente que ha expulsado. Si es así, el procedimiento habrá sido correcto. Si no lo es, habrá realizado una de tantas acciones sin sentido que realiza a diario.

Últimas publicaciones de criscri (ver todo)

8 Comentarios

  1. por Lascivo publicado el 12/11/2008  23:11 Responder

    me encanta, me encanta!! desde luego, las buenas fragancias vienen en frascos pequeños

  2. por criscri publicado el 13/11/2008  00:43 Responder

    muchas gracias :)

  3. por Flor publicado el 13/11/2008  05:53 Responder

    Me gustó ;), tiene un aire al Manual de instrucciones de Cortázar

  4. por zilniya publicado el 13/11/2008  14:20 Responder

    A mí también me ha encantado. Ya sabéis eso de "lo bueno si breve, dos veces bueno". Es un microrrelato que te absorbe al instante, como cuando contemplas una cerilla consumiéndose. ¡Muy conseguida, sí señor!

  5. por articmasteray publicado el 13/11/2008  16:47 Responder

    Me encanta, es genial el relato !!

  6. por comolesjode publicado el 14/11/2008  21:33 Responder

    Cris estás tarada y por tanto eres grande jajaja. Está de puta madre. No por lo breve, más bien por el mensaje (aunque supongo que cada uno interpretará lo que le salga del pie, otro punto chachipistachi del relato). Nuse que genial :)

    MMMMMUAKKKK!!!


    (por ciertu toma pa tí que te lo has ganau xD http://www.goear.com/listen.php?v=57ee9ea )

  7. por criscri publicado el 14/11/2008  22:53 Responder

    jajaja ey sister... tu si que eres la polla!!!

  8. por Carmen publicado el 10/04/2011  11:16 Responder

    Difiero. El relato me parece flojo, forzado y simple. Es lógico que te traslade a Córtázar, pues así fue claramente buscado por el autor; una mala copia que, sin embargo no refleja más que un mal entendimiento de las suyas. Imitar a los genios es ponerse en una finísima cuerda floja, está bien como reto personal, pero publicar algo así te tinta de naricisita.
    No hagas caso a las buenas críticas, pues corres el riesgo de estancarte.
    Busca dentro de tí pues los relatos no parten de la forma sino del contenido, por sugerente que puedas hacerlo parecer.

    Te recomiendo que leas: "Perdón, imposible" para mejorar tus problemas de puntuación.
    Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada